Tomá el poder de manejar tu armario.  Simplificá tu rutina de todos los días y disfrutá de tu estilo.

¿No te pasa?

  • Querés verte mejor o hacer un cambio de look y no sabés por dónde empezar. Como sabés que tenés que hacer mil cosas, lo vas posponiendo y cuando no te diste cuenta todo sigue igual.

  • Te estresa vestirte a la mañana. Ponerte algo que no sea lo mismo de siempre parece una empresa imposible y te llevaría demasiado tiempo.

  • Usás las mismas prendas para todo. Podrían encontrarte camino al trabajo, en un restaurant el sábado o en lo de una amiga que tu atuendo no variaría demasiado.

  • Un viernes a la noche podés llegar a pensar dos veces si salir de casa para no tener que arreglarte o tratás de cambiar o armar un plan para que sea en un lugar donde no tengas que ir tan producida.

  • Estás en un círculo vicioso de depuraciones del ropero. Hacés limpiezas de ropero con frecuencia solo para después llenarlo con prendas recién compradas que usás una vez y al final tampoco te satisfacen.

  • Te frustra ir de compras porque no sabés qué tenés que comprar o cuando necesitás algo la única que te queda es comprar el atuendo completo.

Ya sabés cómo sos como persona, conocés tu compromiso como profesional, lo das todo para tus seres queridos. Esa parte de tu vida la conocés muy bien.

Lo que te falta aprender es que tu estilo te puede ayudar a abrirte puertas y darte confianza. Simplificar la tarea, el tiempo y el orden que requiere vestirte todos los días, puede darte seguridad y ayudarte a alcanzar tus metas.

Lo que no sabés

Y después el círculo vicioso es inverso: se vuelve mucho más fácil explotar tu estilo, se hace un hábito simple y vas cuesta arriba.

No sería genial:

  • Sentir que tenés todas tus actividades organizadas y tener tu armario ordenado sin esfuerzo.

  • Saber SIEMPRE que ponerte y que vas a estar bien vestida y llevando tu estilo adonde vayas.

  • Amar todas y cada una de las prendas que tenés en tu armario.

  • Vestirte rápido todos los días y poder armar un atuendo improvisado sin crear una montaña de ropa encima de la cama.

  • Lograr todo esto sin gastar una fortuna ni comprar todo de cero.

CÓMO FUNCIONA ESTA SOLUCIÓN

En lugar de contratar un servicio de guardarropas donde llevás un extraño a casa a clasificar tu ropa, aprendés a editarlo vos misma por una fracción de ese costo.

En el seminario, te ayudo a detectar tus necesidades, establecer objetivos de estilo y te doy herramientas para ponerte en acción y lograr resultados eficientes y duraderos.

Cuando vuelvas a necesitar organizar tu armario, ya sabés cómo hacerlo, no tenés por qué contratar un servicio cada temporada.

Qué vas a aprender en el seminario

-Los errores más comunes del armario. Acciones típicas que te impiden avanzar o gestionar mejor tu estilo.

-Cómo depurar tu armario para tener un vestuario eficiente

-Identificar tus necesidades y plantear tus objetivos de estilo

-Método Kondo adaptado a la vida real

-Crear un plan de acción para lograr cambios sin gastar de más

-Cómo elegir prendas y crear atuendos para cambiar tu forma de vestir

¿Cuándo y dónde?

Sábados 15 y 22 de septiembre a las 16 h

Flug, Coworking - Montevideo 616

(Centro, ciudad  de Córdoba)

 

Mapa-Flug.JPG

INCLUYE:

- Coffe Break

- Apunte y guía para ordenar tu armario

- Set de plantillas para hacer fácil tu trabajo

-Guías digitales sobre compras, prendas ideales, modo de empleo y estilo personal

 

IDEAL PARA VOS SI:

Querés verte mejor o hacer un cambio de look y no sabés por dónde empezar. Te estresa vestirte a la mañana. Usás las mismas prendas para todo. Sos capaz de modificar tus planes para no tener que arreglarte tanto.    

FECHAS
15/09 
22/09
LÚGAR
Montevideo 616
HORA
16.00
CURSO
2 clases

Simplificar la tarea, el tiempo y el orden

que requiere vestirte todos los días,

puede darte seguridad

y ayudarte a alcanzar tus metas.

VALOR
$700

LOGRÁ:

Tener tu armario ordenado sin esfuerzo. Saber SIEMPRE que ponerte. Amar todas y cada una de tud prendas que tenés en tu armario. Vestirte rápido todos los días. Lograr todo esto sin gastar una fortuna ni comprar todo de cero.